ESPACIO PARA PUBLICIDAD 360
Cali

Vuelve el debate sobre reubicación de estatua de Belalcázar

Con las nuevas manifestaciones que se dieron en Popayán el pasado 16 de septiembre por parte del pueblo indígena Misak, en las cuales la estatua del conquistador español fue derribada de su lugar en El Morro de Tulcán, un lugar emblemático en la Ciudad Blanca por su importancia histórica, el debate se ha reabierto en las redes sociales con respecto a su efigie homónima, ubicada en el barrio Arboledas, en el oeste de Cali.

El concejal Terry Hurtado, quien meses antes, tras las propuestas antirraciales que se dieron en Estados Unidos por la muerte de George Floyd, había propuesto la reubicación del monumento en la Casa de las Memorias del Conflicto y la Reconciliación y en su remplazo uno nuevo que expresara la multiculturalidad de Cali, trinó hoy:

“En Popayán pueblo Misak tumbó estatua de Belalcázar.

Aquí propusimos mover estatua de Belalcázar producto de conversación de cara a contar historia olvidada y #ResignificarABelalcázar.

Concertar nuevo símbolo que exprese carácter ‘plurietnico’ y multicultural Cali y de reconciliación”

No obstante, múltiples personas han expresado su apoyo y rechazo a la propuesta por tratarse de un monumento histórico el cual hace homenaje al fundador de la ciudad, que en 1536 y tras derrotar a los caciques de Jamundí y Petecuy, nombró a las nuevas tierras conquistadas como Santiago de Cali.

“Es estúpido que se ensañen con una estatua de alguien que pisó tierra hace más de 400 años, como sea, él hace parte de la historia de la ciudad”, dijo Camilo Alzate, un ingeniero informático que alzó su voz contra la propuesta.

“Para ellos esa estatua simboliza la colonización, una batalla que en la actualidad aún se puede ver y que ha afectado su pasado y presente, estableciendo racismo, estereotipos y un sistema que implantaron los conquistadores, así que pienso que está bien”, exclamó a favor de la propuesta Esteban López, estudiante de actuación.

Entre las voces en contra de la iniciativa, Alberto Silva Scarpetta, miembro de la Academia de Historia del Valle, en diálogo con el diario El País, aseveró: “En ese orden de ideas, habría que bajar todos los monumentos de Simón Bolívar de toda parte de América por no tratar bien a los esclavos que no apoyaron con su contienda libertadora. Y lo mismo con Santander y otras figuras. Si se quiere resaltar la negritud ahí tenemos al busto de Alexandre Pétion del Bulevar o hasta podemos hacer un monumento de Juan Cancio, negro que murió en la Batalla del Bajo Palacé”.

 

 

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Click para comentar

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a Top