ESPACIO PARA PUBLICIDAD 360
Informe Especial

Violadores de niños y niñas: ¿cadena perpetua o pena de muerte?

violadores-menores-cadena-perpettua

El pasado 30 de septiembre, se llevó a cabo el primer debate sobre la implementación de la ‘Ley Gilma Jiménez’, que busca condenar a cadena perpetua a los violadores y asesinos de niños y niñas en el país. Este primer debate se llevó a cabo en la Comisión Primera de la Cámara de Representantes, donde recibió su primer aval, pero queda a la espera de los siete debates que le restan para lograr la aprobación total de este proyecto de ley.

En la Comisión Primera de la Cámara de Representantes, la ‘Ley Gilma Jiménez’ logró 19 votos a favor y 4 en contra, lo que hace pensar que la implementación de la cadena perpetua, esta vez fue vista con mejores ojos, a diferencia de las siete veces pasadas donde fue descartada por el mismo congreso.

Sin embargo, en este mismo primer debate, el representante a la Cámara por el Partido Liberal, Jaime Rodríguez Contreras, hizo una ponencia en la que afirmó que, para él, la cadena perpetua no es una solución para acabar con la violencia que están enfrentando en estos millones de niños en el país, por el contrario, dijo que la solución que el encontraba era la implementación de la pena de muerte.

12 mil niños violados en cuatro años

“Yo presente un acto legislativo de la pena de muerte para los violadores y asesinos de los niños, que de pronto es una pena más extrema que la que se plantean aquí de la cadena perpetua, porque considero que la cadena perpetua no cumple ni va cumplir ninguna función, por una razón, uno se pone a observar los informes de medicina legal del año 2014 al año 2018 fueron violados 12mil niños de cero a cuatro años y fueron violados de cero a nueve 27.535 niños, este es el informe de medicina legal pero muchos casos no llegan a medicina legal”, dijo Rodríguez.

Según las cifras presentadas por un informe del Instituto de Medicina Legal, más de 60 abusos contra niños y niñas que se producen al día. El año pasado se presentaron 23.798 casos de presunto abuso sexual, de los cuales 20.663 corresponden a victimas menores de edad, 17.557 de ellos eran niñas y 3.106 fueron niños. Sin embargo las cifras de este año, no son para nada alentadoras, en lo que va corrido del año, hasta el mes de agosto, ya se habían reportado 17.574 casos de abuso sexual de los cuales 15.408 tienen como víctimas a menores de edad.

“Esta es una sociedad enferma, no reconocemos la violencia y justificamos muchas acciones de la violencia, como si fueran naturales. Hay una crisis de valores que se refleja en el ataque a los niños”, dijo el director de Medicina Legal, Carlos Eduardo Valdés.

También añadió que en muchas ocasiones ha advertido sobre el aumento de los casos del riesgo que están enfrentando los niños y niñas en el país.

Retomando nuevamente la ponencia del representante a la cámara, Jaime Rodríguez, se puede asumir que hablar de la implementación de la pena de muerte no solamente abrió un debate político en el congreso, sino que también abre debates sociales y hasta religiosos en un país que se ha visto bastante golpeado por la violencia en todas sus presentaciones, pero que ahora, lleva un periodo bastante largo donde se está atentando contra la infancia del país.

¿Por qué hablar de pena de muerte?

Entre muchas de las razones que pueden existir para la implementación de la pena de muerte, el representante a la Cámara, Jaime Rodríguez, afirma que un de las razones con más peso es el hacinamiento y el gasto que invierte el Estado para sostener a los violadores en las cárceles del país es muy alto.

“Lo que he observado es que ha crecido el problema frente a la violación y el asesinato a los niños, yo no considero que un arquitecto como el que violó y mató a una niña hoy esté casi en cadena perpetua, cuidándolo el Estado pagando alimentación, eso no tiene justificación, para mi esa persona deben pagar una pena más drástica que es precisamente  la pena de muerte”, añadió el representante

También afirmó que el espacio para la realización de más centros de reclusión hace mucho tiempo están disponibles pero que el estado no ha dispuesto el dinero para la construcción de dichos espacios.

Con estas declaraciones, cabe pensar que, no hay dinero para la construcción de nuevas cárceles ¿Pero si habría dinero para considerar el mantenimiento de por vida de un preso condenado a cadena perpetua?

La muerte, la privación de la libertad y la religión.

La Constitución Política de Colombia plantea la muerte como algo inconstitucional y, por el contrario, se defiende el derecho a la vida como el derecho más importante de una persona, un pensamiento no muy ajeno al de la Iglesia Católica, puesto que, como ellos profesan, en la biblia, el quinto mandamiento dice ‘No mataras’, y este es defendido bajo todas las circunstancias. Hablar de la muerte no como un acto natural, siempre será visto como un pecado capital ante los ojos de la iglesia, aunque países como Bélgica, Canadá, Suiza, entre otros, ya es legal el derecho a la muerte.

Jaime Alonso Londoño Valencia, capellán de la UNICATÓLICA, en una entrevista realizada por Realidad 360° (R360°) dio su punto de vista frente a los temas de la implementación prisión perpetuo y la pena de muerte para violadores de niños y niñas en el país.

R360°: ¿Desde su perspectiva como capellán que piensa usted acerca de la implementación de pena de muerte para violadores de niños y niñas en el país?

Londoño: “No hay nada que pueda que pueda justificar el atentar contra la dignidad o la vida de una persona, nada lo justifica y la pena de muerte desde ahí es inadmisible, el quinto mandamiento de la ley de Dios lo dice ‘no mataras’ y no pone condiciones, en él no dice ‘se puede matar bajo esta circunstancia’, en ningún momento y sobre ninguna circunstancia y bajo ninguna justificación. Bajo mi punto de vista siento que el hecho de pensar en castigar a una persona con pena de muerte, es pesar con emotividad, un delito como la violación o el asesinato de un niño es un tema que a todos nos conmociona, nos duele y nos hace sentir sensaciones horribles pero esa emotividad no nos puede llevar a pensar que la muerte puede ser permitida en ciertos casos incluso creo que no es la solución”

R360°: ¿Entonces cómo debería ser castigo para estas personas?

Londoño: “Todo tiene perdón, sin embargo, el perdón no implica que no haya justicia, el perdón exige justicia, ‘yo te perdono, pero tienes que pagar’, pero a pesar del pecado que cometa una persona no se puede atentar contra su vida”.

R360°: ¿Qué piensa usted acerca de la cadena perpetua para violadores de niños y niñas?

Londoño: “La cadena perpetua puede ser más factible en un acto de condena y como un acto de pagar las deudas. Lo que deberían de hacer es reformular las condenas, si condenan a un violador de niños a 30 años, no permitir bajo ningún parámetro que esa condena sea negociable, que, si son 40, 50, 30 años, no exista nada que permitan rebajar la condena y tampoco recibir privilegios como lo es la casa por cárcel, aunque por otro lado, también siento que debería haber un sistema de resocialización de la persona, así tenga que pagar 60 años de cárcel pero que haya adentro, tenga derechos y se le trate dignamente a pesar de su delita, porque se debe condenar el delito pero rescatar la persona, incluso Jesús dice  que él no aborrece al pecador, sino al pecado”.

Es evidente que, bajo este punto de vista, la pena de muerte puede ser vista como una salida para acabar con la violencia contra los niños y niñas del país, sin embargo hablar de la prisión perpetua, bajo la misma mirada del Catolicismo, no está muy lejos de ser una buena modalidad de castigo para aquellos que cometen dichos delitos.

Actualmente según el Código Penal, en el Titulo IV, Delitos contra la libertad, integridad y formación sexuales, Capitulo l, Articulo 205, el acceso carnal violento con menores de catorce años, es castigado con 12 a 24 años de prisión, sin embargo, según los agravantes de cada caso, se condena a mas o a menos años de lo que la ley impone.

La ley, la constitución y la cadena perpetua.

El proyecto de ley “Gilma Jiménez” ¿qué tanto encaja en la constitución política de Colombia y probabilidades existen de que sea aprobado por el nuevo gobierno que esta por empezar? Esta puede ser una de las preguntas más frecuentes que puede hacerse una persona al enterarse de dicho proceso que enfrenta una ley que pretende castigar de manera más dura aquellos que violentan los derechos de los niños del país.

Por esta razón es necesario, saber los diferentes puntos de vista que generan esta reforma de ley. Realidad 360° hablo con Jenny Marcela Trejos, abogada con master en Derechos Humanos y Cultura de Paz.

R360°: Teniendo en cuenta que el primer debate por la implementación de la pena de muerte ya está aprobado ¿Qué tan probable es que la Ley Gilma Jiménez sea aprobada en los siete debates que faltan?

Trejos: “Existen todas las probabilidades, eso depende del concepto de vida que tengan, además estamos en cambio de gobierno, hay elecciones de senado, entonces se puede decir que por estas épocas se meten muchos de esos proyectos de ley porque eso también abandera las campañas políticas, eso también mueve votos. Que sea probable o no, eso depende de todos los estudios que se hagan, para mí que se apruebe la cadena perpetua es probable, porque si quienes están en ese momento a cargo de la aprobación de los proyectos de ley están a favor de la penalización de estos castigos agravantes, pues va pasar, además la corrupción que haya dentro de esto”.

R360°: ¿Cuál es la pena máxima que puede enfrentar en estos momentos una persona que cometa el delito de violación a un niño o una niña en Colombia?

Trejos: “Ahora las penas máximas tienen 36 años, 42 años eso depende de los agravantes del código penal y en este caso por ser menores de edad hay otros agravantes, acceso carnal violento tiene uno agravantes, por ser menor de edad, por ser personas en situación de indefensión, son muchos los escenarios”.

R360°: ¿Para usted cual debería ser el castigo de los violadores de niños y niñas en Colombia?

Trejos: “Para mí el castigo que deben tener estas es personas, no debería ser mandarlos a un hotel (a la cárcel), así las instalaciones no tengan unas condiciones óptimas para vivir, mucha gente delinque para poder tener un techo, porque es que la condiciones sociales de nuestro país son así, el problema no es cuantos años vamos a meter a alguien en la cárcel, aquí el problema es que va pasar con esta persona, hay cárceles en Europa que se están convirtiendo en escuelas porque el proceso de resocialización se está dando efectivamente, no porque les enseñan a las personas que tienen que ser buenos, sino porque ayudan al ‘ser’, que es un problema que el país tiene hasta en la misma educación”.

R360°: ¿Qué piensa usted acerca de resocializar a una persona condenada a cadena perpetua?

Trejos: “Si estas condenando a una persona perpetuamente para que vas hacer una inversión en resocializarlo si no va estar en la sociedad, porque esa es la función de las cárceles, su función no es encerrar para castigarla, la función es meterla en un internado, evaluar las condiciones psicológicas, físicas emocionales de las personas para saber dónde es que esta ese conflicto de la persona respecto a su relación con el otro, que es lo que está fallando o que experiencias dolorosas tuvo esta persona para que algo lo desconectara, porque los delitos contra la integridad de los seres humanos se cometen desde la desconexión, la falta empatía, cuando no hay empatía entonces a mí no me importa si a vos te duele o no te duele, solo me va importar lo que yo deseo”.

R360°: ¿Qué dice la constitución y porque nunca se ha hablado de la implementación en la pena de muerte en el país?

Trejos: “La pena de muerte es inconstitucional, nuestra constitución defiende la vida por encima de cualquier cosa, entonces ahí vamos a un concepto de vida y de muerte. En nuestro país debe haber una reforma constitucional para que se implemente la pena de muerte, porque si nosotros ponemos esa ley en la constitución, entonces va empezar el debate de cuál es el valor que tiene la vida constitucionalmente”.

Aunque es obvio que para la ley, la constitución y la religión este tipo de temas generan gran número debates de los cuales se pueden concluir diferentes puntos de vistas aceptables.

Por otra parte, hablar de la implementación de la cadena perpetua e incluso insinuar la pena de muerte, es un tema que también apunta directamente a la sociedad, no se puede dejar por fuera el punto de vista de quienes viven a diario la violencia y quienes tienen derecho de alguna manera a tener voz en el momento de tomar alguna decisión que condene dichas barbaries.

Las madres y la cadena perpetua para los violadores y asesinos en el país

Guiomar Fandiño Buitrago, madre de familia.

R360°: ¿Desde su perspectiva como madre de familia que piensa usted acerca de la implementación de la cadena perpetua y la posibilidad de hablar de pena de muerte para violadores de niños y niñas en el país?

Fandiño: “Las personas que padecen de pedofilia, poseen una enfermedad, es como si habláramos del ladrón, que roba por placer, como el que no puede dejar de fumar o no quiere dejar el vicio del alcohol y lo hacen porque eso ya está en su cabeza, hace parte de algo en su cerebro que no funciona bien y lo induce hacer ese tipo de cosas, una persona que es condenada a cadena perpetua, pues bueno sería una buena opción porque esa persona no va a volver a salir de la cárcel y eso significa que ningún niño va peligrar nuevamente, porque para mí esas personas no cambian, eso está en la esencia de su ser y con condenarlo a cadena perpetua, pues sería uno menos, sin embargo, en mayoría de los cosas el abusador es el abuelo, el tío, el papá o el hermano ¿que se haría ahí? Aplicar la pena de muerte solo en casos especiales, no”.

Ana Milena Becerra, madre de familia.

R360°: ¿Desde su perspectiva como madre de familia que piensa usted acerca de la implementación de la cadena perpetua y la posibilidad de hablar de pena de muerte para violadores de niños y niñas en el país?

Becerra: “De la cadena perpetua estoy de acuerdo, pero solamente si los vuelven útiles para la sociedad en la cárcel, que hagan trabajo social y aporten al desarrollo de proyectos del estado como penitencia por su delito, no vale la pena meterlos a la cárcel a que se engorden, deben tener la mente ocupada, que estudien y que con un buen trabajo de resocialización se pueda ver un cambio notorio en la sociedad. La pena de muerte es una salida demasiado fácil, matándolos no estarían pagando como deberían” Ana Milena Becerra, madre de familia”.

Por ahora, el país queda a la espera de los siete debates que le siguen al proyecto de ley en el Congreso con la Plenaria de Cámara, en Comisión Primera del Senado y en la Plenaria del Senado. Donde la cadena perpetua se convirtió en un tema al que el país en numerosas ocasiones le hizo el “quite” pero que ahora vuelve abrir puertas que no pensó antes abrir y que de alguna manera abre también la esperanza de lograr un país de derecho donde nadie sea vulnerado, ese país que profesa la Constitución Política.

 

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Click para comentar

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a Top