ESPACIO PARA PUBLICIDAD 360
Nación

¿Por qué Johnny Cay no puede cerrar?

Entidades ambientales, municipales y administrativas de San Andrés llegaron al acuerdo de dar reapertura definitiva al islote Johnny Cay.

La Corporación para el Desarrollo Sostenible de San Andrés (Coralina), había decidido cerrar de manera indefinida el parque regional Johnny Cay por no cumplir con las condiciones necesarias para cumplir como atractivo turístico.

Según Coralina, al basarse en la Resolución 350 del 28 de mayo de 2017, los puntos que no se estaban cumpliendo y que llevaron a la institución a tomar esta medida fueron: la disposición final de residuos sólidos, la higiene en los restaurantes, la vigilancia del cuidado de la naturaleza y especies del cayo, y el masivo ingreso de turistas.

Sin embargo, al considerar este parque como el principal atractivo turístico de la isla, se decidió darle reapertura definitiva con la premisa de acoplarse a las condiciones de desarrollo y turismo propuestas por la Administración Municipal y Coralina, entre las que están:

  1. Mantenimiento limpio del cayo por parte de los operadores turísticos y la autoridad ambiental.
  2. La cantidad máxima de turistas en Johnny Cay será de 800 personas por día.
  3. El horario de visitas al cayo será de 9:00 a.m. a 5:00 p.m.

Según Daniel Caicedo, trabajador de la agencia de viajes On Vacation y  residente de San Andrés, “Johnny Cay no se puede cerrar porque en este cayo trabajan familias isleñas y nativas que viven del turismo con la venta de comidas y bebidas tradicionales y demás souvenirs, si cierran el parque ellos se quedan sin qué hacer porque las entidades tampoco piensan en hacer en ningún tipo de acuerdo ni nada”.

Igualmente, Caicedo manifestó que la comunidad siempre ha presentado inconformidades en lo referente al manejo del dinero que se cobra por la entrada al parque, ya que no se ve relejado de ninguna manera en mejoras del lugar.

“Coralina cobra por la entrada al cayo pero allá no se ve en qué la invierten. Los animales que están en el parque como las iguanas no tienen depósitos de agua dulce y se ven afectadas y los comerciantes trabajan con sus propios recursos”.

Además, a través de un comunicado de prensa la Asociación Hotelera y Turística de Colombia manifestó su preocupación ante esta situación, argumentando que “el cierre total traería pérdidas económicas considerables para los isleños, quienes dependen directamente del negocio del turismo, en especial de este cayo que es uno de los sitios más visitados del archipiélago”.

 

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Click para comentar

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a Top