ESPACIO PARA PUBLICIDAD 360
Cali

Las estaciones de Policía no aguantan un preso más en Cali: informe

CALI 24 HORAS

FUENTE: Las estaciones de Policía no aguantan un preso más en Cali: informe (cali24horas.com)

Esta semana la Policía Metropolitana de Cali realizará operaciones y allanamientos con el fin de capturar a 70 personas que tienen orden judicial y son buscadas como presuntos responsables de distintos delitos.

Esta noticia, positiva para una ciudad que pretende continuar bajando las cifras delictivas y que para cualquier alto mando policial sería motivo de orgullo, tiene preocupado al brigadier general Juan Carlos Rodríguez, comandante de la institución en Cali, pues si logra capturar a los 70 buscados, no tiene dónde ponerlos.

El manejo de las personas privadas de la libertad en la ciudad se ha convertido en un tema delicado que podría afectar, tarde o temprano -y aunque Rodríguez lo niega- el trabajo policial tanto en prevención como en control del delito. Por eso fue parte de la agenda de control político que concluyó ayer en el Concejo de Cali.

“La capacidad de atención en las estaciones de Policía en Cali es de 420 personas y hoy albergamos más de 2000 detenidos. Hay casos de estaciones con capacidad para 5 detenidos, donde tenemos 52, otras estaciones que son para 20 en este momento albergan 97 personas. Además, no todos los retenidos permanecen en las salas de reclusión, hay personas privadas de la libertad afuera en los patios, donde se presenta un alto nivel de riesgo de fuga y riesgo para quienes laboran o visitan las estaciones. Esto nos ha traído innumerables problemas al interior de las estaciones como es el caso de riñas, vulneración a derechos; la situación es delicada al punto de que se presentó un homicidio en Desepaz”, reveló el general durante el debate de control político en el Concejo.

El alto oficial explicó que la Policía Metropolitana ha “triplicado el promedio de capturas diarias” y que no se trata de una política carcelera, sino de la mera realidad, “se cometen hechos delictivos, nosotros capturamos a los responsables y debemos ponerlos a disposición de la autoridad competente, pero en este momento ya no tenemos dónde meter a los capturados por eso hemos enviado oficios al Inpec, a los directores de las cárceles, a la Personería, porque la Policía no puede parar su trabajo en beneficio de la seguridad de los caleños”, puntualizó.

“La solución no puede ser una política de descongestión donde esas personas capturadas regresen a la calle, porque entonces estamos haciendo el trabajo del bobo y volveríamos a un círculo vicioso, capturar bandidos y dejarlos en libertad porque no hay capacidad para retenerlos”, concluyó Rodríguez en su exposición.

Concejales cuestionan hacinamiento

“El hacinamiento de más de 2000 personas privadas de la libertad en estaciones de Policía en tiempos de covid es un riesgo no solo de seguridad, sino sanitario para la Policía, para la población visitante o flotantes en esos locales y para los caleños en general que ante una tercera ola de la pandemia no pueden permitirse tener focos de alto contagio dispersos por toda la ciudad”, afirmó Harvy Mosquera, concejal del Partido Colombia Renaciente.

Para Mosquera, se necesita un gerente que lidere un acuerdo marco firmado desde diciembre de 2018 por el Ministerio de Justicia, la Gobernación del Valle y la Alcaldía de Cali, cuyo objetivo es construir nuevos pabellones en el centro penitenciario de Villahermosa, ampliando su capacidad para trasladar allí a los retenidos o sindicados en estaciones de Policía, pero que a la fecha avanza con la actual Administración Municipal.

Concejal Harvy Mosquera

“Tenemos que aprovechar que contamos con un ministro de Justicia vallecaucano y están disponibles los 25.000 metros cuadrados para construir esos nuevos pabellones, acabando así con ese hacinamiento que viven las estaciones de Policía y que demandan un pie de fuerza cuando la misión de esa institución es la seguridad ciudadana”, advirtió Mosquera.

El concejal recordó que desde abril de 2020 alertó sobre la emergencia sanitaria y de seguridad que se da en las estaciones de Policía convertidas en ‘reclusorios’ debido al hacinamiento que registra el centro carcelario de Villahermosa, lo que impide el traslado de los retenidos por distintos delitos.

“Incluso en ese momento se propuso que con la SAE y la Alcaldía de Cali se buscara un sitio para llevar allí a los capturados por la Policía y evitar así el hacinamiento, el riesgo de seguridad y el contagio del covid, pero de eso no se avanzó en nada”, criticó Mosquera.

En noviembre de 2020, en una visita del ministro de Justicia Wilson Ruiz, se informó que la Unidad de Asuntos Carcelarios y Penitenciarios cuenta con $2700 millones para iniciar el diseño, estudio y cálculo del proyecto que doblará la capacidad de la cárcel Villahermosa, de 2000 a 4500 cupos.

“El alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina, anunció que se adelantaría un documento Conpes para la construcción de esa ampliación, con una concurrencia de recursos nacionales y del Municipio por $100.000 millones y se propuso adecuar una bodega que se encuentra bajo posesión de la Sociedad de Activos Especiales, SAE, como un centro de reclusión temporal, para aliviar el hacinamiento carcelario de la ciudad que para esa fecha estaba en un 122 % y hoy llega, solo en las estaciones de Policías, al 476 %”, concluyó Mosquera.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Click para comentar

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a Top