ESPACIO PARA PUBLICIDAD 360
Informe Especial

Informe especial: Denuncian presunta estafa millonaria de Inmobiliaria Sion en Cali

 

“La mayoría de dinero que he ahorrado desde que empecé a trabajar se la ha quedado esa inmobiliaria”, comentó Jairo Jiménez, padre de familia que hizo un contrato con la Inmobiliaria y Constructora Sion S.A.S. por $193 millones para conseguir una vivienda en remate ubicada en el barrio La Hacienda, Cali. No obstante, dicho acuerdo se ha incumplido por parte de la entidad y esta no ha dado respuesta alguna.

El caso de la familia Jiménez pareciera ser similar al de las cerca de 41 familias que padecieron estafa con las inmobiliarias Grupo Constructores Aliados y Global Broker entre el año 2012 y 2014 cuando, con la promesa de conseguirles una vivienda a precios bajos, debido a la condición de una casa en remate, las familias firmaron un contrato y depositaron gran parte de sus ahorros en cuentas personales en Barranquilla, sin recibir las llaves del inmueble ni la devolución de su dinero.

Llama la atención de la familia Jiménez que de las cinco sedes con las que cuenta la Inmobiliaria Sion (Barranquilla, Cali, Montería, Valledupar y Bogotá), la principal está ubicada en Barranquilla, la misma ciudad en la que Grupo Constructores Aliados y Global Brokers también operaban.

En su momento, los miembros de la junta directiva de las firmas Aliados y Brokers han sido sancionados: tres con prisión, cuatro con detención domiciliaria y otros cinco con orden de captura.

Las denuncias evidencian que las dos sociedades funcionaban con el mismo modus operandi al que opera actualmente Sion. Luego de que el cliente contacta a la inmobiliaria a través de una página web, la empresa concede una cita con uno de sus abogados responsables para aclarar el mecanismo del acuerdo, generar confianza y concluir con la firma del mismo.

El acuerdo consiste en consignar en una cuenta bancaria -en el caso de Jiménez, AV Villas-  el 10 % del valor avaluado, con el propósito de acompañar al cliente en la adquisición del inmueble a su nombre. Al mes, la persona consigna el 20 % para el pago de deudas pendientes y semanas después cancela el saldo restante, es decir, el 70 %.

Cabe aclarar que la Inmobiliaria Sion aparece registrada ante Cámara y Comercio, en la que figura de Andrés Gámez Daza con c.c. 77 191739 de Valledupar, como representante legal de la entidad. No obstante, esta información no es de gran soporte para las familias que ya han invertido en esta inmobiliaria.

Un informe especial de El País, en mayo de 2016, señaló que la inmobiliaria Grupo Constructores Aliados en su momento también aparecía registrada ante Cámara y Comercio, pero cuando las denuncias de familias que se sentían estafadas incrementaron en la Fiscalía, cambiaron su nombre a Global Brokers y cedieron la representación legal a otra persona cercana a la sociedad, justificando que la misión de la entidad sería distinta y, de ese modo, exonerarse de cualquier responsabilidad, explicación que también le dieron a sus trabajadores en el despacho de Cali.

La familia Jiménez, luego de unos dos meses de haber firmado el contrato, decidió cancelarlo, ya que la casa en remate que había fijado comprar continuaba en pelea jurídica por parte de sus dueños.

A  través de dos cartas, enviadas una en octubre y otra en diciembre de 2017,  la familia solicitó el retiro del contrato y la devolución de los $90 millones entregados a dicha inmobiliaria. De acuerdo con los tiempos estipulados dentro del contrato, la entidad debió cumplir con la solicitud en un plazo de 60 días. No obstante, han transcurrido más de 5 meses y no ha dado ninguna respuesta por escrito, tan solo excusas hechas por asesores vía telefónica, quienes señalan no tener respuesta de los abogados encargados del procedimiento.

“Mantengo llamando a los números de la oficina, pero casi siempre nadie contesta. Y si lo hacen me dicen que aún no tienen respuesta de los encargados del proceso”, aseguró Jairo Jiménez.

Ante la preocupante situación, los Jiménez iniciaron el pasado mes de enero una denuncia a través de las redes sociales, alertando sobre la falta de palabra de la Inmobiliaria Sion, hecho que los llevó a encontrase con una sorpresa: no son los únicos.

Algunas personas comentaron en dicha publicación que pasan por una situación similar, para no decir que idéntica, con la Inmobiliaria Sion, sede Cali.

La familia Jiménez, al percatarse de los otros casos, de los cuales cree que podrían ser cerca de 40 familias afectadas, presentó con 4 de ellas una denuncia ante la Fiscalía,  en la segunda semana de febrero, cuando expresaron sentirse estafadas por la Inmobiliaria Sion,  la cual tiene una deuda con ellas que suma $271 millones. Las familias invirtieron así: Guevara, $35 millones; Quintero, $24; Trujillo, $45; Caicedo, $42, Mina, $35, y Jiménez, $90.

Durante la denuncia en la Fiscalía, las familias se llevaron una sorpresa más. “La persona que tomó registro de nuestra denuncia nos señaló que esta Inmobiliaria Sion ya tiene entre 12 y 15 denuncias por la misma situación, las cuales están en proceso”, comentó indignado Jiménez.

“Nos han informado que el fiscal 24 local,  Wilson Gaviria Cerón, encargado de los delitos contra el patrimonio, ya tiene a su cargo un caso de Sion”, adicionó.

Realidad 360 trató de contactarse con la Inmobiliaria Sion sede Cali, pero no obtuvo respuesta. En su página web, httpss://icsionsas.com/contacto/, aparecen tres números de contacto, al teléfono fijo timbra y nadie contesta, mientras que los dos números de celular envían directamente a ‘buzón de mensajes’.

No obstante, Realidad 360 contactó con la empresa Sion de Barranquilla, donde contestó una asesora que quedó de compartir otro número de teléfono para poder entablar comunicación con la sede de Cali, pero no volvió a responder.

¿Qué pasos jurídicos deben seguir las familias que se consideran estafadas por esta inmobiliaria?

Realidad 360 consultó con la abogada Diana García para conocer el proceso jurídico que podría llevarse a cabo ante este tipo de casos, en el que una empresa incumple con el acuerdo firmado con su cliente.

“En este caso, al haber un incumplimiento contractual, pues es un contrato de mandato donde la persona le ha encargado a la entidad la compra de un inmueble que es objeto de remate, razón por la que se fija un depósito, y la entidad incumple,  se sugiere iniciar un proceso por jurisdicción civil, es decir, un proceso verbal ordinario para declarar el incumplimiento de dicha entidad. Si se comprueba o se reconoce el incumplimiento, se inicia un proceso de indemnización por parte de la entidad a los afectados”, explicó García.

No obstante, la abogada sugiere llevar a cabo este proceso también a través del escenario jurídico que ofrece la Superintendencia de Industria y Comercio (SIC). “Aunque es más expedito, la persona puede iniciar una acción por derecho al consumidor en la página de la SIC, donde expone el caso y espera a que la Superintendencia estudie el caso para identificar si es o no competente para iniciar un proceso de investigación contra el acusado”, indicó la abogada.

García adicionó: “Si se comprueba el incumpliendo de la entidad señalada, la SIC puede impartirle una orden para devolver los dineros y, además, imponerle una sanción administrativa”.

De los procesos señalados por la abogada García, la familia Jiménez inició la correspondiente denuncia ante la SIC, pero aún no ha obtenido respuesta. No obstante, asistirá a la cita impartida por Cámara de Comercio de Cali quien, en su calidad de tercero, ha invitado a las partes a una “audiencia de conciliación extrajudicial en derecho” este lunes 19 de febrero.

“Cámara de Comercio tan solo presta servicios de conciliación sin impartir sanciones jurídicas. Sin embargo,  para poder iniciar un proceso ante el juzgado se requiere haber agotado ese requisito de la conciliación, pues si no asiste el acusado queda constancia de su inasistencia”, aclaró Diana García.

Familias a la espera de respuestas

Las cinco familias afectadas están a la espera de los resultados que arroje la Fiscalía ante la demanda hecha en la segunda semana de febrero.  También están a la expectativa de que Sion asista a la cita de conciliación impartida por Cámara de Comercio de Cali este lunes.

“Esperamos que estos procesos jurídicos que hemos emprendido arrojen un resultado pronto y la entidad nos devuelva nuestro dinero”, señaló Jairo Jiménez, quien es vocero de las cinco familias demandantes.

La esperanza de estas familias está puesta en tener de regreso sus ahorros para poder concretar la compra de sus viviendas.

 

 

 

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Click para comentar

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a Top