ESPACIO PARA PUBLICIDAD 360
Nación

Familiares de niños bombardeados afirman que no eran guerrilleros, que fueron reclutados de manera forzada

A raíz de la muerte de ocho menores de edad, tras un bombardeo a un campamento de las disidencias de las Farc en San Vicente del Caguán,  por el Ejército Nacional en el pasado mes de agosto, algunos familiares hablaron a los medios de comunicación sobre la situación.

La denuncia presentada por Roy Barreras detalla que en el bombardeo murieron Ángela Gaitán, de 12 años; José Rojas, de 15 años; Sandra Vargas, de 16 años; Diana Medina, de 16 años; Abimiller Morales, de 17 años; Wilmer Castro, de 17 años, y Jhon Pinzón, de 17 años.

Los familiares de los menores afirmaron que estos fueron reclutados de manera forzada por los disidentes hace pocos meses y que por eso se hallaban en el campamento el día del bombardeo, operación en la cual murió también el cabecilla del Grupo Armado Organizado (GAO) Séptimo José Marín Ramírez, alias ‘Gildardo’ o ‘El Cucho’.

Herner Carreño, personero de Puerto Rico, aseguró que “la Personería venía recibiendo información sobre acciones delictivas como reclutamiento forzado.” Desde mayo he comunicado a la Fuerza Pública de esta situación a través de oficios. Son tres casos que evidencian lo que la Personería ha denunciado sobre reclutamiento forzado, pero no hubo eco hasta ahora que un senador (Roy Barreras) lo denunció”.

Hermes Tique, padre de una de las menores dijo “mi hija no era guerrillera, mi hija era una estudiante, era una niña muy juiciosa, inteligente en el estudio. Era buena hija, jamás se la pasaba andando. A donde fuera, yo la llevaba y la traía, En las últimas semanas de vacaciones se fue a visitar a su hermana y ahí fue que la reclutaron. Nunca me dijeron nada, solo me dijeron que la mataron en un bombardeo”.

Carreño, agregó “es importante destacar que el bombardeo ocurrió doce horas después de que alias El Paisa, Iván Márquez y Jesús Santrich anunciaran que se apartaban de la legalidad y continuaban con su lucha armada. Es cuando el gobierno en una decisión acelerada ordenó un bombardeo a un campamento de disidencia de las Farc, sabiendo que ahí habían niños niñas y adolescentes; pero en el afán de querer enviar ese mensaje le costó la vida a ocho niños del departamento de Caquetá tres de ellos que fueron reclutados en el  municipio Puerto Rico”.

 

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Click para comentar

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir a Top